VICTORINO MARTIN: “Un toro nuestro es un pasaporte” / por Enrique Amat

Victorino Martin ganadero, apoderado, empresario, novillero  y presidente de la Fundacion del Toro de Lidia, analiza la situación de la pandemia tanto desde su punto de vista como criador de toros como desde su cargo al frente de la FTL en du papel de defensor de los aficionados y profesionales. El cometido es el de fomentar, conservar, mejorar, defender, promover, divulgar el toro de lidia y la tauromaquia, como cultura  y disciplina artística, en todos los ámbitos, aspecto material e inmaterial y sectores, facilitando y velando por el derecho de todos a su conocimiento acceso y libre ejercicio en todas sus manifestaciones.

VICTORINO MARTIN: 
“Un toro nuestro es un pasaporte”
Enrique Amat
Avance Taurino / 02 Noviembre 2021
“Se han dado más festejos que el año pasado. Se puede calificar a la temporada como la vuelta a la actividad, no de la normalización. El primer tercio de la temporada se perdió. En el segundo se desarrollaron festejos, pero hubo mucha incertidumbre, se suspendieron muchas ferias y se tuvieron que aplazar otras. No estaba claro qué iba a suceder. Y luego ya, a partir del mes de agosto, se normalizó todo y se han celebraron muchos festejos, y ha habido una mayor normalidad y una notable celebración de espectáculos. Se han empezado a mover las cosas. Y esperemos que la próxima temporada sea la de la definitiva normalización.”

A esta situación no han dejado de contribuir todos los estamentos de la fiesta, con su esfuerzo y sacrificio.

“Todos, los toreros que han actuado ganando menos. Los ganaderos que han vendido sus reses por unas cantidades inferiores a lo que valen en el mercado. Los empresarios, quienes han tenido que hacer encaje de bolillos ante la reducción de los aforos. Pero ha habido un acuerdo general para poder tirar para delante. También hay que tener en cuenta la ayuda de las televisiones, que ha sido decisiva, tanto Movistar Plus, como Canal Toros, y las autonómicas. De lo contrario los festejos no hubieran sido viables. Ha sido un esfuerzo general del sector que ha tenido resultados.”

En el tema de la política los comportamientos han sido muy desiguales.

 “Es cierto, porque ha habido de todo. Dependiendo cada comunidad autónoma,  se han portado de una manera más o menos favorable. Lo que está claro es que los toros son del pueblo, de los españoles, y que no entienden de colores políticos. Son patrimonio nacional y cultural, de izquierdas y de derechas. Los políticos están pagados por nuestros impuestos y deben atender y cuidar un patrimonio de la humanidad que es la tauromaquia. Esa es su función y la de respetar la voluntad y la idiosincrasia del pueblo español.”

Más complicada ha sido la actitud del gobierno central.

“Nosotros directamente dependemos del Ministerio de Cultura. Aunque nuestra actividad afecta asimismo a otras áreas de otros ministerios, como Agricultura, Hacienda o Interior. Pero estamos en el Ministerio de Cultura. Muchos trabajadores relacionados con la industria cultural taurina están sufriendo, ellos y sus familias, este trato discriminatorio. El régimen de la Seguridad Social, sus contrataciones, sus seguros sociales hay que afrontarlos. Y todos ellos se han visto desamparados por el ministerio de cultura, que ha tomado una decisión tan excluyente como discriminatoria de los toros dentro del sector cultural. Han denegado ayudas de manera excluyente y discriminatoria. Y hay un partido dentro del gobierno que desde siempre se ha manifestado abiertamente antitaurino, y eso ha pesado mucho a la hora de conformar la actitud del gobierno. Lo cierto es que se han conseguido algunos avances. En el ministerio de cultura, la sentencias que han reconocido el derecho a desempleo a varios profesionales que han ganado en los tribunales al Ministerio de Trabajo. Luego cultura ha dado una asignación a los profesionales que luego ha prorrogado. No era más que reparar una injusticia a los profesionales. Un parche para tapar el que no se les hubiera atendido en su momento y no meterles en el régimen de los profesionales artistas.”

Y luego están el ministerio de Agricultura, y la política agraria comunitaria.

“Aquí hay que hablar de los grandes gastos que tienen los ganaderos en sus explotaciones, en el regadío, en las vacunas, en los veterinarios, en los gastos de explotación, en el saneamiento. Tenemos que seguir dando de comer a los animales, afrontando los gastos de veterinarios, médicos, infraestructuras, de finca, todo lo que conlleva una explotación en el campo. De agua, las instalaciones, de atención a los animales. Y esos gastos hacen muy inviable luego el mantenimiento de las ganaderías que no venden. Nosotros somos unos ciudadanos más. Estamos protegidos por la ley aunque se intente discriminar en el Parlamento Europeo por parte de algún partido político español. La explotación vacuna de lidia es la que más cumple los parámetros de la política agraria comunitaria. Crea empleo, es ecológica, es sostenible, cuida el medio ambiente, la ganadería es extensiva, y contribuye a fijar a la población y además se mantienen razas en peligro de extinción. Cumplimos todas las normativas de la política agraria común. Y su espíritu. Pero algunos iluminados nos quieren excluir. Tenemos razón y vamos a luchar por ello.”

Como presidente de la Fundación del Toro de Lidia, entidad encargada de defender los derechos de los aficionados, ha declarado que la cultura no se impone y hay que tener respeto a la libertad y a lo que es realmente lo democrático.

“En ello estamos luchando. El toro se lleva en la cultura y en la sangre del pueblo español. Y como presidente de la fundación represento a los aficionados. Y como ganadero, represento también no solo a mi ganadería, sino a mis compañeros que están sufriendo y mucho. Los presupuestos generales del Estado nos han dado para el próximo ejercicio 65.000 € a la tauromaquia. Esto es una discriminación ideológica. Nunca hemos estado en los presupuestos, porque también hemos muerto de éxito, hemos generado ingresos para los pueblos y las ciudades y no pedíamos un retorno. Por ejemplo  en 2018 se generaron 500 millones de euros entre impuestos directos e indirectos que fueron a las arcas del Estado. Y ahora nos dan 35.000 € para el premio nacional de Tauromaquia  y otros 30.000, nada más. En cuanto al bono cultural de los jóvenes, es un bono doctrinal, es un bono que está favoreciendo a unas actividades y no a otras, se manipula la juventud. Es lo grave. Porque en democracia lo importante es la libertad, y no se deben imponer ni manipular conductas y tendencias.”

En lo que afecta su temporada, han lidiado en 16 espectáculos. No estado mal. Jaén, Madrid, Burgos, Alcalá de Henares, Priego de Córdoba, Daimiel, El Álamo, Villanueva del Arzobispo, Casar de Talamanca, Albacete, Pozoblanco, Sevilla, Madrid, y novillos en Villanueva del Fresno, Villaseca de la Sagra, y dos toros en Perelada de la Mata.

“Las novilladas fueron de Monteviejo, que es un objetivo el de recuperar nuestro segundo hierro. Hemos apostado por la diversidad de encastes, una biodiversidad. Hemos trabajado con tres encastes en peligro de extinción en nuestra casa. De lo contrario, hubieran ido al matadero, y por la fe de mi padre están en primera línea. Nosotros somos una ganadería de referencia, llevamos muchos años trabajando desde que la cogió mi padre. Y nos hemos convertido en un hierro de referencia, que también tiene que dar ejemplo de aguante. Nuestros toros son algo especial, los cuidamos con esmero, el encaste lo mantenemos y cuidamos a base de esfuerzo, selección, criterios muy restrictivos y sacrificio. Hemos lidiiado todos los toros de cinco años, hay que dar gracias por esta situación, porque otros no han lidiado nada. Y debemos de seguir luchando y peleando por mantener un hierro de la categoría nuestra.”

Y dentro de esta temporada hay cosas a destacar.

“Yo me quedo con la corrida de Albacete, por su trascendencia. Aunque han habido también toros sueltos importantes en Madrid, en Sevilla Jaen. La verdad es que todos los días se lidiaron los importantes. Pero si me tuviera que quedar con una, aunque sea un pueblo, es la de Casar de Talamanca. Salió una corrida encastada brava y muy completa.”

Y luego enfrentado un amplio elenco de toreros. Los especialistas y otro que a priori no lo eran.

“Yo no me quiero dejar a ninguno en el tintero. No me puedo olvidar de ninguno. Hay que destacar que nuestro toro es exigente, hay que hacerle muy bien las cosas y torearlo bien. Hay que llevarles en los vuelos de la muleta, presentársela plana, no dejar huecos. Hacerlo todo con sometimiento y pureza. No violentarlos. Cuando se les hacen las cosas bien, se dejan torear y el toro responde. Por eso nuestros tonos son para toreros capaces, que quieran y exponer y dar todo en la plaza. Los Victorinos además han servido para resucitar toreros.Ahí están casos de Andrés Vázquez, Miguel Márquez, Victor Mendes, José Antonio Campuzano, Luis Francisco Esplá, Ruiz Miguel, toreros que estaban en recuperación. De los más actuales, Ferrera tomó la alternativa con uno de nuestra ganadería y ha tenido grandes tardes en Sevilla. Y han salido del anonimato otros como Emilio de Justo. Un victorino es un pasaporte, porque si uno es capaz de hacerlo bien como un toro nuestro, es capaz de hacérselo a otros. Hay que citar a espadas como Pinar, Escribano, Ferrera, Pepe Moral, Rafaeilllo, Ferrera, Lamelas, Román, De Justo, Morenito de Aranda, Octavio Chacón, Javier Castaño, Curro Diaz, Javier Cortés, López Chaves, Sergio Serrano… El que quiere tirar la moneda al aire y consigue estar bien le compensa.

Para el año que viene las expectativas son halagüeñas.

“Tenemos dos camadas, una de cinqueños y otra de cuatreños. Esta será más difícil de lidiar porque van más retrasados y no me gusta poner fundas a los pitt te ones. Pero tenemos 90 toros, unas 14 o 15 corridas.”

Cambiando de tercio, y como presidente de la Fundación del Toro de Lidia, hay que hacerse eco de los festejos que se han organizado en colaboración con ustedes.

“Estamos muy orgullosos del Circuito de Novilladas que se ha celebrado en Andalucía en Castilla-La Mancha, en Castilla-León y en el norte. Hemos sido capaz de llevar la tauromaquia plazas de tercera y cuarta categoría e incluso a poblaciones de menos de 5000 habitantes. Ahora se va a celebrar la gran final a cuatro. También hemos sido partícipes en la Copa Chenel con distintos encastes y en los que se ha anunciado 18 toreros con capacidad pero que estaban prácticamente parados. Se hacen celebrado con ganaderías de Madrid exigentes y con la colaboración de de Madrid. Se han celebrado nueve corridas de toros de hierros: ayudado a recuperar matadores y novilleros, para que saliese del ostracismo y evitar que se quedasen parados. Muchos de ellos debutaron en el certamen y luego han toreado un poco más. Hay que mantener este formato para el futuro, porque el hándicap de los novilleros con afecta a las vocaciones y el porvenir de los toreros. “

Sin embargo, por desgracia el Circuito del Mediterráneo no puedo tener lugar.

“Y no fue porque no lo intentamos. Otras comunidades autónomas han colaborado. Menos con el circuito del norte, que no se nutrió de la comunidad  sino de los fondos que se sacaron el año pasado de la Gira de la Reconstrucción. El año pasado, entre el esfuerzo de los ganaderos, los matadores de toros, las cuadrillas, los empresarios y los ingresos de Movistar Plus, se generaron ingresos por un valor de 813.000 € de recaudación, que son los que se han destinado a sufragar el circuito del Norte y a completar el resto de los festejos. Las comunidades deben colaborar, nosotros se lo pedimos.”

Pero no quisieron participar la Comunidad Valenciana.

“De todas formas dimos cabida a novilleros valencianos como Borja Collado, el Niño de las Monjas y Miguel Polope. Para que hubiera representantes de todas las autonomías. La tauromaquia genera riqueza y muchos alcaldes dicen que por cada euro que se invierte, esta inversión  tiene un retorno multiplicado por 10. Incluso algunos establecimientos aseguran que en un día de toros facturan el 30 % de todo el año. Es una reactivación de la economía a la que contribuye a la tauromaquia.”

Otra de sus facetas como hombre del renacimiento fue la de novillero, una vez acabó la selectividad.

 “Pues sí, me picó el gusanillo. Comencé con Miguel Bienvenida y durante tres años toreédo sin picadores por la sierra de Madrid, el norte de España y el sur de Francia.Debuté con picadores en Nimes con novillos de José Luis Sánchez y Sánchez el 20 de Abril de 1983, junto a Luis Miguel Campano y Tino López. . Llegué a torear en las Fallas de Valencia y en la Magdalena de Castellón. En Valencia con Gallito de Alfaro y Soro II ante una novillada de Cebada Gago. Y en Castellón una de Cortijoliva. Mi padre no me dió ninguna facilidad. Y me puso las cosas complicadas para que fuese consciente de lo que debían costar. El 30 de Agosto de 1984 me despedí en Calahorra. No era mi camino el ser novillero, pero disfruté mucho y ahora hago tentaderos e incluso toreo algunos festivales. A mi padre le dije que me ayudase,  pero el lo vió  de otra manera. Pero aquello me vino bien como escuela de valores. En el toreo tienes que sacar el 200 % en lo físico, en la inteligencia, en la preparación, en prepararte y maximizarte en todos los sentidos y aquello me dio valor para afrontar otras facetas de mi vida. Una retirada tiempo es una victoria. En la plaza se pasa miedo pero es doble. En primer lugar por la integridad física y el segundo es el peso del apellido, la responsabilidad.  Me di cuenta de que hay que hacer muchos sacrificios y tener unas condiciones que no tenía. Me retiré sin amargura y con satisfacción. Pero como digo, esa experiencia me ha servido para la vida.”

Luego está el tema de su condición de apoderado.

“A nuestro pariente José Tomás le vi condiciones. Hablé con Antonio Corbacho el banderillero y dije que había que apoderarle y había que buscarse la vida con él. Fue en 1994 y con nosotros desarrolló los cimientos. La verdad es que  con el era una apuesta segura. Al menos así lo vimos. Y  contribuimos a poner los primeros pasos de lo que fue una torero gigantesca. Luego  mi padre y yo apoderamos a Miguel Abellan a partir de 1996 y luego al mexicano José Luis Angelino en 2020. Luego apoderamos también a Luis Bolívar. Este matador colombiano  tomó la alternativa en Valencia y  el toro del doctorado le pegó una mano cornada fuerte al entrar a matar. Según me dijo el doctor Aragón, una de las dos más graves que había atendido. La primera fue la del subalterno Curro Valencia que le costó la vida. El pìtón le entró por el plexo axilar y le llegó prácticamente al corazón, se quedó a 2 mm. Fue como la del Yiyo y salvó la vida de un modo milagroso. Fue un torero que se hizo sangre y fuego y que le perjudicó que era apoderado  por nosotros.La envidia es el deporte nacional y lo sigue siendo.”

También está su faceta de empresario.

“En Madrid me presenté en 1997 como socio de Villar Mir, Enrique Patón y Simón Casas y no ganamos por muy poco, incluso no quedó claro  el tema de la adjudicación. En 2000 concursamos para Zaragoza, que era una plaza de primera, para poder volver a Madrid rodados y con currículum. Yo era el encargado del tema de los toros. Se lidiaron todas las corridas de toros completas y no hubo problemas en corrales en aquella feria del Pilar. Incluso se cortó un rabo ea un toro y a dos se les premió con la vuelta al ruedo. También ideamos una corrida concurso nueva, planteada como una corrida experimental. Solo se puso una raya de picar, hubo un concurso de cuadras de caballos y por primera vez vino a España de Alain Bojinol se probó el peto de kevlar, que luego  quedó instalado en todas las plazas. La dirección de lidia durante el tercio de varea la llevaban los ganaderos,  y luego los propios ganaderos elegían el toro más bravo. Este tipo de festejo se extrapoló a otras plazas cómo Dax, Arles y Vic.”

Es autor del libro Victorino por Victorino presentado el 9 de Junio de 2000, y editado por Espasa Calpe.

“En él que se refleja la historia de la ganadería y de la familia hasta el 6 de marzo de 2000. Ahora queda pendiente una segunda parte, del año 2000 a octubre de 2017. En esta primera parte se habla de toros, de nuestra trayectoria como ganaderos, de las etapas en la ganadería, de las costumbres de la época, de la evolución de la sociedad española desde la Guerra Civil, que es en la que se crió mi padre, hasta la actualidad. El paso de un país rural, agrícola y ganadero a un país urbanita y de servicios. La verdad es que es un libro de costumbres que ahora no se puede encontrar, ya que está agotado y quiero hacer una segunda edición. Ahora quiero reeditarlo y escribir una segunda parte hasta el 7 de octubre de 2017. Mi padre murió el día tres y el día siete en Illescas se celebró una corrida de toros en su homenaje en la cual se indultó al toro Carretero, por parte de Pepe Moral.”

Hay alguna frase de su padre que le sirvió de gran enseñanza

“Muchas, sobre todo una: “Las cosas hay que hacerlas bien porque hay que hacerlas bien. Independientemente de los reconocimientos. Que en su caso ya vendrán”. Quería destacar que lo importante de entrada tener la actitud y hacer las cosas bien. Y finalmente no quiero dejar pasar la oportunidad de defender y poner en valor los festejos populares valencianos. Esto es la base de la fiesta. Y es muy importante para crear afición y para el desarrollo de la tauromaquia.  Este año hemos tenido el privilegio de poder lidiar es para un concurso de recortes en Castellón.”

A %d blogueros les gusta esto: